Al usar este sitio acepta el uso de cookies para almacenar y recuperar información sobre la navegación en esta Web.

PROYECTOS SOLIDARIOS PARA ÁFRICA

Inscrita en el Registro de Asociaciones de Andalucía con número 9849

NIF: G-19605187

 

Testimonios - Solidarity Africa Practical Projects (Sudafrica)

Testimonio KARINA RODRÍGUEZ

Mi nombre es Karina, de Argentina. Estuve participando como voluntaria en un orfanato de Sudáfrica a través de SAPP NGO y la experiencia fue extraordinaria. 
Estoy​ muy agradecida por haberme permitido vivir esta experiencia.


Gracias por todo!!

Testimonio Diego Galilea Vidaurreta

Tras un día y medio de viaje llegué a mi destino, el aeropuerto internacional de Johannesburgo.


Aterricé un 14 de Julio, en el invierno Sudafricano, aunque para los españoles es una primavera un poco más fría de lo normal. El programa de voluntariado se desarrolla en el Lory Park Zoo, un zoo que se encuentra en la ciudad de Midrand, al norte de Johannesburgo.


No es un zoo grande, lo que me sorprendió, pero fue algo que con el tiempo valoré muy positivamente, ya que la cercanía de los trabajadores era increíble: todos formaban un gran equipo de trabajo, muy unido, y una familia al mismo tiempo. No hace falta decir que al poco tiempo de estar allí trabajando me sentía uno más de ellos.


El trabajo en el zoo es bastante físico. Hay que madrugar por la mañana, para poder acondicionar todos los recintos antes de que abran las puertas del zoo.


Las tareas que se realizan son más o menos las que te puedes esperar sin tener mucha idea incluso de cómo trabajar con los animales.


Lo primero de todo era la limpieza completa de sus áreas, alimentación, curas, reparaciones que sean necesarias en los recintos, rellenar las hojas de control, etc?


Si nunca has trabajado con animales salvajes no te preocupes, las normas de seguridad se cumplen al pie de la letra en el zoo, es más, si no las cumples deberás volver a casa sin haber terminado el voluntariado, la seguridad es siempre lo primero y hay que ser muy consciente de ello.


Las secciones de trabajo en el zoo son muy variadas. Trabajan en pequeños grupos de trabajo, donde cada grupo lleva la sección correspondiente.


Te encontrarás con el grupo de los Big Cats (leones, tigres, pumas, etc?), Small Cats (servales, caracales, ocelotes?), Parrots (trabajando con cacatúas, loros, periquitos...), Birds of Prey (aves de presa), Owls, Relief Team (equipo de relevo), y un par de grupos de trabajo más.


En mi caso ya que no había trabajado nunca con este tipo de animales, ni nada que se le pudiera parecer, estuve trabajando en el Relief Team, con mi gran amigo Timothy, haciendo el trabajo de los grupos que libraban, por lo que cada dos días íbamos rotando de sección.


En el zoo siempre reciben la ayuda con los brazos abiertos, había muchos animales provenientes de situaciones ilegales que necesitaban cariño y ayuda, pero hay que ser consciente de que es un trabajo bastante físico y hay que estar activo durante toda la jornada laboral, y al final del día te encuentras sumamente agotado. Con eso me quiero referir a que si quieres ir sólo por el hecho de estar con los animales salvajes, lo pasarás mal, porque hay días que deberás hacer tareas más desagradables y que no estén tan directamente relacionadas con ellos, como pueden ser la limpieza profunda de la cocina, o la recepción de la carne de los Big Cats.


La sensación que me llevé de vuelta a casa fue increíble. He tenido la oportunidad de conocer voluntarios de todo el mundo, con los cuales se crean grandes amistades, también facilita eso que éramos todos de la misma edad más o menos (Desde los 22 a 25 años).


Pero sin lugar a duda, a parte de la experiencia de trabajar con estos asombrosos animales, y poder estar en contacto con muchos de ellos, lo que más me llena de felicidad es la relación que creé con muchos de los trabajadores, los cuales me consideran de su familia y desde luego ellos de la mía.


En especial mi amigo Tim (Malaui), para el que soy su hermano blanco, de otra madre y distinto país.


.

Testimonio Ainara Febles Bolaños

Una Canaria en Sudáfrica, eso era cuando llegué. Una mujer de 28 años que se sentía más cercana al continente africano que a su propio país, debido a la insularidad y a lo común del paisaje de Fuerteventura (mi isla) con el paisaje sudafricano. Llegué de noche, cansada, tras 20 horas de vuelo (el vuelo más largo de mi vida hasta ahora) y con ganas de descubrir, aprender, encontrar y disfrutar.

Y eso es lo que he hecho en estos dos meses y medio, descubrir, aprender, encontrar y disfrutar. He descubierto un nuevo país, una nueva cultura, una nueva forma de vida. He aprendido a vivir en comunidad, a que las diferencias nos las creamos nosotros mismos, que no hay idioma, raza o condición que nos separe si somos educados, estamos abiertos a aprender, a compartir y a vivir. Me he encontrado con mi familia Sudafricana, yo no sabía que la tenía, la descubrí cuando llegué y el Staff del Gouda Educare Centre me recibió con los brazos abiertos y he disfrutado como una niña rodeada de niños, descubriendo, aprendiendo, encontrando mil momentos maravillosos y mil aventuras divertidas que Sudáfrica me ha regalado. Empecemos por el principio y vayamos por partes.


Bienvenidos al Gouda Educare Centre:


El Gouda Educare Centre es un centro de educación autofinanciado por los padres y madres de la zona que trabajan y no pueden acceder a la escuela pública o no pueden permitirse la privada.

Jenny Joordan es la Directora, lleva más de 23 años en la enseñanza y es el pegamento de la Escuela, es la que se encarga de gestionar los pocos recursos que tienen para que todos los niños puedan tener comida suficiente en el desayuno y el almuerzo, para que tengan mesas, tengan paredes en sus clases, porque tenemos aulas que están sólo con la fachada, no tienen el revestimiento adecuado por dentro.

Esta es la clase de Dekine,Dekine junto a Ellen son las profesoras de los peques de 5 y de 6 años.La lona verde que ves, es pura estética, en verano llegamos a más de 40 grados de máxima y las clases se convierten en un horno, lo sé en primera persona, porque yo he sudado con mis niños en clase y preferíamos estar fuera en el patio, que dentro.


¿Ves el suelo? Es papel pintado, es un papel pintado que no aísla de la madera con qué está hecho el suelo.

Aquí, Sunay, nos hace de modelo, para mostrar con lo que se dan los peques cuando se caen al suelo. “Intenté sacar la foto sin Sunay, pero no me dejaba, me acompañaba a todos lados y se sentaba siempre en mitad del encuadre, así que, aquí está mi querida Sunay”.

Las alfombras y el papel pintado se convierten en las sillas y mesas de los peques, en especial en la clase de Sunay donde no teníamos ni sillas, ni mesas para todos. Sunay tiene 3 años, es alumna de Stephanie, Stephanie y Agnetha son las profesoras de los niños de 2, 3 y 4 años, es la clase donde yo estuve colaborando. Para los más peques se destinan dos profesoras (conmigo tenían 3 Juffrous).

Los niños hablan en Afrikaans, con lo que lo que ves a continuación es el programa educativo que siguen en Afrikaans, el inglés está en las series de televisión, de los niños que tienen tele en casa, así que tuve que buscarme otras formas de comunicación con ellos,más allá de aprender Afrikaans lo más rápido que pude. En Sudáfrica hay 11 lenguas distintas, el Afrikaans es la principal.


¡Después de un año esperando tenemos electricidad!


Después de pagar por adelantado, el Gouda Educare Centre esperó un año, cocinando en las casas de vecinos porque en la escuela no había electricidad para cocinar.


Esta es nuestra cocina ahora, tiene frigorífico y una cocina con horno. Tenemos una media de 50 a 60, incluso 70 niños diarios, depende de los catarros, gripes, pero lo normal son entre 60 a 70 niños, los padres aportan 100 rands al mes (10 euros mensuales) y todo se genera y se comparte en comunidad.

Durante mi estancia allí, aprendí que lo que el Gouda Educare Centre necesita son recursos materiales, porque recursos profesionales de calidad tienen, sólo necesitan apoyo logístico para mejorar sus servicios. Aprendí mucho de superación barreras de idioma, lengua y raza, porque sin hablar Afrikaans me acogieron como una más de la familia.

Decidí trabajar como cooperante con niños, porque quería aprender de las profesoras de infantil pautas educativas y maneras de relacionarme con los pequeños para trasladarlo a terapia. Es muy importante la relación que se establece en Terapia entre Paciente y Terapeuta, con niños más.

Después de dos meses y medio y dos semanas, en las que las Juffrous (profesoras en Afrikaans) me dejaron solas con los peques, puedo decir que me llevo mucho más de Gouda Educare Centre que los que yo les haya podido aportar.


Las ayudas económicas no llegan, la pobreza material es evidente, el índice de criminalidad se eleva cuando no tienes qué comer, estos niños que ves forman parte del colectivo de riesgo de exclusión social. La riqueza del conjunto de profesionales del Gouda Educare Centre, el corazón que ponen día a día en su trabajo, esa riqueza es lo que contribuye a que estos niños crezcan sanos y felices. Después de mi experiencia tengo claro que con un niño, uno tiene que ser uno mismo, ofrecerle amor y límites.

Si sólo hay límites, el niño no se abre, si sólo hay amor el niño no te respeta.


Como recuerdo de mi estancia, les escribí un cuento a los niños en inglés, hice dibujos que repartí por doquier y fabriqué broches de girasoles para la dirección, profesores y Staff y como Legado comparto mi experiencia, para que te animes a ser Cooperante Internacional descubras la realidad que anuncian por la Tele por ti mism@.
Ellos me han dado a mí mucho más que lo que haya podido aportar, gracias a ellos he crecido y aprendido a ser mejor persona, a sonreír y a divertirme más a ser esa adulta niña que ve la vida con otros ojos y que da los buenos días a los desconocidos con una sonrisa de oreja a oreja.


¡Cómo te decía, yo recibí mucho más de lo que pude dar y aportar!


Desde un primer momento el SAPP me ayudó en todo lo que necesitaba, resolvió mis dudas, me apoyó con mis miedos y me facilitó muchísimo mi viaje, mi decisión y mi compromiso como cooperante.

Testimonio MARIA MARCHAN GALVAN

Nada más llegar a Ciudad Del Cabo y ver la manera de actuar mucho más abierta de la gente de allí pude sentir como mi cuerpo se relajaba y mi cabeza pensaba de otra manera, sobre todo al ver al que yo llamo mi padre(my host father) y sentir que era tierno y agradable.


Mi estancia allí yo la calificaría como perfecta, en mi casa no me faltaba de nada, tenía hasta mis propias llaves que ellos me confiaron para poder salir y entrar cuando quisiera.


En el Orfanato, nunca he visto un sitio donde puedas sentirte más querida o más apreciada por el simple hecho de cambiar un pañal o sentarte con los niños, solo con mirarte con sus oscuros ojos sabrás lo que es poder ayudar y tener la necesidad de hacerlo cada vez más.


Me fui sorprendida porque me di cuenta que los niños de allí están muy bien cuidados y mis compañeras del orfanato les daban mucho cariño aunque normalmente tengamos otra idea.


Una experiencia inolvidable.

¡Tu puedes cambiar las cosas!
SAPP a través de esta herramienta quiere facilitarte la organización de tu viaje.

Contacto

+34 697 999 709
+34 697 999 707

Email

Síguenos
TESTIMONIOS
  • KARINA RODRÍGUEZ
    Mi nombre es Karina, de Argentina. Estuve participando como voluntaria en un orfanato de Sudáfrica a través de SAPP NGO y la experiencia fue extraordinaria.  Estoy​ muy agradecida por haberme permitido vivir esta experiencia. Gracias por todo!!
  • RAQUEL GÁMEZ
    Nunca antes había viajado a África, pero desde el primer momento que pisé Accra supe que algo me iba a remover por dentro. Las calles llenas de música, olores y comida. La gente alegre y sin preocupación. Su cultura y religión. Esos ritmos y ...
  • Claudia García y Aina Vidal
    Nuestro viaje fue una aventura desde el primer día. No es fácil llegar a un país desconocido, absolutamente diferente en cultura, hábitos, rutinas… Sin embargo algo hace que en menos de una semana te sientas cómodo como en casa y totalment...
  • Álvaro Moñino
      Esta experiencia ha sido, si no la que más, una de las más importantes de mi vida. Ha servido para crecer tanto profesionalmente en mi futuro como médico como personalmente. El hecho de poder observar y ayudar a tratar enfermedades y problemas muy poco frecuent...
CONTACTO
  • DIRECCIÓN

    C/ Camino de Ronda, 121, 7ºB Granada

  • TELÉFONO

    +34 697 999 709 / +34 697 999 707

  • EMAIL

    info@sappngo.org

  • WEB

    http://www.sappngo.org

  • BOLETÍN DE NOTICIAS
    Suscríbete a nuestro boletín de noticias si deseas que te informemos de los nuevos programas y novedades